YOUNG RIDERS

La razón por la que existimos. La razón por la que se creó la primera KUBERG. Para construir una máquina de rendimiento, divertida y de calidad, tanto para enseñar las pequeñas manos a andar con facilidad como para darles el poder suficiente para darle todo.